dilluns, 6 de novembre de 2017

Iznájar, memoria bajo las aguas.


http://cadenaser.com/emisora/2017/11/04/radio_cordoba/1509787580_669829.html



Un estudio del historiador, Arcángel Bedmar, asegura que bajo las aguas del pantano quedaron enterrados decenas de represaliados de la Guerra Civil, fundamentalmente vecinos de las antiguas aldeas de El Remolino y Huertas de la Granja

Vecinos de Iznájar en las barcazas que comunicaban una y otra orilla del pantano / 
"Es imposible saber dónde están", dice el historiador. "Nunca podrán ser buscados, porque las aguas cubren los lugares en los que pueden estar enterrados". Así que lo único que queda es un acto de reparación de las víctimas.
Gracias al trabajo de Arcángel Bedmar, que ha recopilado testimonios de personas que vivieron en las aldeas de El Remolino, San José y las Huertas de la Granja, hoy sabemos de la dureza de la represión en esas casas que pocos años después quedaron sumergidas bajo las aguas del pantano más grande de Andalucía, el embalse de Iznájar.
Iznájar tenía entonces 13.000 habitantes, hoy no llega alos 4.500. Los que pudieron se exiliarion,  y otra buena parte emigraron fundamentalmente a Cataluña, al quedar sus casas bajo las aguas. 
Es una historia común a la de muchos otros embalses españoles construidos en la posguerra y la dictadura de Franco.
En algunos lugares como el embalse d  Barrios de Luna en León, la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica, ha recopilado centenares de testimonios de familiares de represaliados.
Escucha aquí la entrevista con Arcángel Bedmar.